martes, 3 de noviembre de 2015

García I Sánchez, y la intervención de la reina madre Toda

Segundo rey de Pamplona de la dinastía Jimena, continuista de la política de alianzas con el Reino de Asturias


SANCHO I GARCÉS


García I Sánchez nació en 919, y su reinado abarcó desde 925 hasta su muerte en 970. Fue hijo de Sancho I Garcés y de Toda, nieta del rey Fortún Garcés, por tanto, es el segundo rey de Pamplona de la dinastía Jimena.

A la muerte de Sancho I Garcés, el 10 de diciembre de 925, le heredó su hijo García Sánchez, a los seis años de edad, bajo la tutela de su tío Jimeno Garcés, cuya muerte provocó una crisis por el control de la tutoría. Gracias a la intervención de su madre la reina Toda y a la mediación de Abderramán III, la situación quedó controlada.

Después de ser García mayor de edad en 933, asumió la tutela de Andregoto Galíndez su prometida y por consiguiente el gobierno del Condado de Aragón, hasta que el matrimonio fue anulado antes de 943, año en que aparece por primera vez con su segunda esposa, Teresa Ramírez.

La intervención de la reina madre Toda en los asuntos de gobierno influyó para que el Reino de Pamplona alcanzase una posición relevante entre los reinos cristianos en los años venideros. Tres de sus hermanas estuvieron casadas con reyes leoneses: Urraca con Ramiro II, Sancha con Ordoño II y Onneca con Alfonso IV. Por esta causa, los navarros intervinieron en las guerras civiles del Reino de León. Al morir Ramiro II, los navarros mediaron, ayudando la reina Toda a su nieto Sancho para ocupar el trono y, después, cuando Sancho fue expulsado por su otro nieto Ordoño el Malo, la reina madre intercedió para que Abderramán ayudase a su nieto Sancho a recuperar el trono.

En 939 participó en la coalición formada por Ramiro II de León, Fernán González y tropas asturianas y gallegas, que obtuvieron una gran victoria sobre las de Abderramán III en la batalla de Simancas.

En 953 ofreció junto a su madre Toda al monasterio de San Martín de Albelda (La Rioja) la villa Bagibel, situada en los montes de Cameros, primera vez que apareció escrita esta denominación geográfica.

En 961 tomó parte en las disputas entre el Condado de Castilla y el Reino de León y apresó a Fernán González, conde de Castilla, pero se negó a entregarlo a los musulmanes.

En 963 formó una alianza cristiana contra Alhakén II y fue derrotado por los musulmanes.

Murió el 22 de febrero de 970 y fue sepultado en el pórtico de la pequeña iglesia de San Esteban, en el castillo de Monjardín.


SANCHO I GARCÉS



Contrajo primer matrimonio con Andregoto Galíndez, hija del conde de Aragón Galindo Aznárez II y Sancha Garcés. Galindo Aznárez no había tenido hijos varones legítimos, por lo cual el condado de Aragón lo heredó su hija Andregoto y después su hijo Sancho. Andregoto fue repudiada por su marido antes de 943 y se retiró a sus tierras de Aybar donde falleció después de 971. Esta unión matrimonial daría lugar a la posterior unión de Aragón y Pamplona. De este primer matrimonio nacieron:

Sancho II Garcés Abarca, rey de Pamplona y conde de Aragón

Toda Garcés

Urraca Garcés, contrajo un primer matrimonio con Fernán González, conde de Castilla. Después de enviudar en 970, Urraca regresó a Pamplona y después de julio de 972, contrajo un segundo matrimonio con Guillermo Sánchez, conde de Gascuña.


García Sánchez se casó por segunda vez alrededor de antes de 943 con Teresa Ramírez hija del rey Ramiro II de León y de Adosinda Gutiérrez, naciendo de este matrimonio:

Ramiro Garcés de Viguera, primer rey de Viguera., que murió en 981 luchando contra Almanzor.

Jimeno Garcés, que estuvo como rehén en Córdoba.