lunes, 27 de abril de 2015

Corso vascongado en el siglo XIV


La primera referencia que atestigua la existencia de piratas vascos esta fechada en 1304, aunque los primeros conocidos fueron los vizcaínos Antón de Garay y Pedro de Larraondo que a comienzos del siglo XV asaltaron mercantes, práctica por la que fueron ejecutados. En la época bajo medieval la flota vizcaína actuaba de transportista-comerciante y de pirata, destacando B. Arizaga.

En el siglo XIV, la presencia vasca era tan temida que el propio rey inglés, Eduardo III de Inglaterra, se quejaba de que "Tanta es su soberbia que habiendo reunido en las partes de Flandes una inmensa escuadra, tripulada de gente armada, no solamente se jactan de destruir del todo nuestros navíos y dominar el mar anglicano, sino también de invadir nuestro Reino", y se tienen noticias de que, a principios del siglo XV, barcos vascos atacan la costa inglesa, en busca de confrontación o de ventajas comerciales. Eduardo III de Inglaterra se enfrentó a los corsarios y piratas vascos.

Pero la época dorada del corso y piratería vasca fueron los siglos XVI y XVII.