sábado, 10 de enero de 2015

Catalina de Erauso, fuente de inspiración artística

Catalina de Erauso y Pérez Galarraga fue militar y monja nacida en San Sebastián en 1585, popularmente conocida como la Monja Alférez.

Este personaje femenino fue uno de los más controvertidos del Siglo de Oro español, por enrolarse en la milicia española que conquistaba América del sur haciéndose pasar por un hombre. Tras ganar batallas llegó a ascender a alférez. Finalmente su verdadera identidad fue delatada, generando más de un debate entre la intelectualidad española del momento, pero consiguió ganarse el respeto y admiración de muchos que la consideraron una heroína vascongada española.


ESCULTURA EN ORIZABA, MÉXICO


En la actualidad sigue siendo una fuente de inspiración para escritores, dramaturgos, directores de cine y artistas plásticos y de igual forma ha sido fuente de inspiración de múltiples análisis y trabajos académicos intentando explicar su compleja personalidad. Entre las novelas más destacadas están: Mar brava: historias de corsarios, piratas y negreros españoles, de Gerardo González de Vega (Ediciones B, 1999); La monja alférez: la juventud travestida de Catalina de Erauso, de Ricard Ibáñez (Devir, 2004); y La monja alférez de Thomas de Quincey (Barral, 1972); las tres novelas fueron publicadas en Barcelona.

También se han rodado dos películas a cerca de su biografía: La Monja Alférez (1944), dirigida por Emilio Gómez Muriel e interpretada por María Félix; y La Monja Alférez (1987), por de Javier Aguirre y Esperenza Roy.


ESCULTURA EN LOS JARDINES DE MIRAMAR, SAN SEBASTIÁN


Catalina escribió o dictó un libro con sus memorias, que fueron publicadas bastante tiempo después en París en el año 1894, por una traducción del poeta francés José María de Heredia con ilustraciones del artista español Daniel Urrabieta Vierge. A continuación se tradujeron a varios idiomas y se hicieron versiones del tema, como la idealizada de Thomas De Quincey, titulada en inglés The Ensign Nun.