lunes, 8 de diciembre de 2014

Íñigo Vélez de Guevara y Tassis

Consejero real y presidente del Consejo Real, diplomático y conde de Oñate y de Villamediana


ÍÑIGO VELEZ DE GUEVARA


Natural de Salinas de Buradón, Álava, donde nació en 1566.

Íñigo Vélez de Guevara fue primer gentilhombre de la Corte del rey Felipe III y estuvo a su servicio en las guerras de Flandes, donde fue hecho prisionero. Sirvió al rey en numerosas misiones diplomáticas, en la corte de Emmanuel de Saboya, en Hungría.

Finalmente, en la Corte del emperador Matías en Viena, ayudó a asegurar la sucesión de la corona austríaca en la figura del archiduque Fernando, que sería posteriormente el emperador Fernando II.

Bajo el dominio del emperador Fernando II permaneció también en la Corte en Viena como embajador de la Corona española. Tomó partido abiertamente contra Wallenstein, a cuya caída contribuyó decididamente.

En la Corte española Vélez gozaba de una altísima consideración que hizo que se pensara en él como posible sucesor del duque de Lerma como valido de Felipe IV, pero tras la deposición de Olivares, se nombró en su lugar a Luis de Haro.

Íñigo Vélez de Guevara murió en 1644 en Madrid, cuando ocupaba la posición de consejero real y presidente del Consejo Real.


RETRATO ECUESTRE DE VÉLEZ DE GUEVARA


Versos dedicado a Vélez de Guevara:

Era el gran Don Juan de Tassis,
caballero cortesano,
conde de Villamediana
de Madrid y España encanto
por su esclarecido ingenio,
por su generoso trato,
por su gallarda presencia,
por su discreción y fausto


Poesía compuesta por Vélez de Guevara:

Llego a Madrid y no conozco el Prado
y no lo desconozco por olvido,
sino porque me consta que es pisado
por muchos que debiera ser pacido.